Multa descargas

Compartir archivos (filesharing) o hacer descargas (downloads) ilegales, peligros de los portales de streaming para películas, música, videojuegos, software, etc.

Compartir archivos on-line o descargarlos solo se puede hacer en Alemania en los casos en que estos archivos no estén protegidos por el copyright o en el caso en que la empresa propietaria lo permita, normalmente porque se hace a través de un sitio de pago en internet como puede ser Netflix o Amazon Prime.

Igualmente, ofrecer música, juegos o películas en las bolsas de intercambio (Tauschbörsen) es siempre ilegal si se hace sin el permiso expreso de la propietaria de los archivos.

Ver vídeos o películas en streaming (o sea sin descargarlos) se suele considerar legal en Alemania, pero la jurisprudencia europea no lo considera legal. En el streaming es muy difícil identificar a las usuarias porque las páginas no suelen almacenar direcciones IP. Por lo tanto es poco probable que haya denuncias por ver algo en streaming.

Sin embargo hay que tener mucho cuidado porque hay muchas páginas de streaming que funcionan a través de torrents o peer-to-peer (P2P) sin avisar a la usuaria, lo que significa que están compartiendo los archivos desde tu ordenador a la vez que tú los estás visualizando. Compartir archivos es claramente ilegal en Alemania y las direcciones IP de las usuarias de estas plataformas son fácilmente identificables.

Si los bufetes de abogadas que representan a las propietarias del copyright consiguen identificar tu dirección IP, entonces recibirás una carta o un e-mail informándote de que te han pillado violando las leyes de protección de copyright y pidiéndote que firmes una declaración admitiendo los hechos y pagues una multa.

A esta carta o e-mail hay que reaccionar, ¡no se los puede olvidar o tirar a la basura!

¿Quién es responsable?

Como norma general la dueña del contrato de internet es responsable del comportamiento de las personas que usen su red. Esto puede dar problemas si vives en una vivienda compartida y el contrato de internet está a nombre de la dueña del piso o de una compañera.

¿Cómo es la carta o e-mail?

Llevará el nombre de la empresa propietaria del archivo y normalmente será enviada por un gabinete de abogadas que la representa. Tendrá específicos el lugar, la hora, y la IP del ordenador desde el que se descargó o compartió el archivo. Tiene que identificar también el archivo, por ejemplo título de la película, título del álbum, software, etc.

La cantidad exigida como multa deberá estar desglosada en los diferentes conceptos: multa por la infracción, gastos de abogadas, gastos de tramitación, etc.

Viene con una declaración adjunta para que la firmes declarándote culpable de lo que se te acusa.

¿Cómo reaccionar a una carta de este tipo?

1. Ignorar la carta o e-mail: NO lo hagas nunca, ignararla solo te puede traer problemas.
2. Pagar la multa y firmar la declaración adjunta: No recomendado, puede traerte consecuencias legales en el futuro.
3. Acudir a un gabinete de abogadas expertas en copyright (ésta es la opción que nosotras recomendamos) para que evalúen:
– Si el plazo para pagar es demasiado corto y solicitar prolongación,
– si se puede demostrar que es imposible que se realizara la descarga o el compartir en esa fecha y a esa hora y protestar la multa por ese motivo,
– si la cantidad exigida es excesivamente alta y protestarla,
– si se puede alegar que la identificación de la IP del ordenador se hizo de forma dudosa,
– si es un requerimiento falso o no.

¿Cómo saber si la carta o e-mail no es falsa?

En efecto, a veces se dan casos de demandas falsas que piden una transferencia a un país que no es Alemania, en donde el gabinete de abogadas no es localizable, que están escritas en un estilo que claramente no proviene de profesionales del ámbito legal. Todo esto son indicios de falsificación, pero es mejor consultar a una abogada que lo puede detectar mucho mejor.

¿A quién acudir?

En internet se encuentran gabinetes de abogadas especializadas en este tipo de demandas, por ejemplo:

www.wbs-law.de/bueros/buero-berlin
www.ra-juedemann.de
https://rechtsanwalt-metzler.de/

no tenemos feedback sobre estos gabinetes y no podemos recomendarlos, los escribimos simplemente como información.

Rogamos que si tenéis este problema y lo resolvéis con una abogada nos informéis de cómo ha ido todo para poder aconsejar a otras personas.

De las experiencias que conocemos sabemos que lo que se suele conseguir es que se retire la demanda (típicamente entre 500 y 1000 euros) y hay que pagar solo a la abogada (típicamente 200-300 euros).

Creative Commons License
Borrador automático by Oficina Precaria Berlín is licensed under a Creative Commons Attribution-ShareAlike 4.0 International License.
Based on a work at oficinaprecariaberlin.org.
Permissions beyond the scope of this license may be available at http://oficinaprecariaberlin.org.
x Por qué escribimos en femenino plural...